4.3.2. Inputs de innovación pública

Los datos de personal en I+D son positivos, no tanto los referentes al gasto, muy alejado de niveles como los de Alemania

El segundo bloque de indicadores del entorno empresarial mide las capacidades de I+D tanto públicas (del gobierno y de las universidades) como totales, es decir, incorporando también las del sector empresarial, ya descritas al analizar el comportamiento empresarial. Se agregan ambos para tener en cuenta la posible distorsión de computar como privada la inversión en I+D de los centros tecnológicos y los CIC. Esto explica que las posiciones relativas en gasto y personal públicos de I+D sean inferiores a los totales. La Tabla 25 muestra la posición en el ranking en 2016, el último año para el que existen datos comparables para las regiones europeas, pero el Gráfico 20 ya incorpora los datos de 2017, año en el que se observa una ligera mejora tanto de los valores de personal como gasto público y total. Los datos de personal de I+D total se sitúan muy por encima de la media española, europea e incluso alemana, poniendo de manifiesto los buenos niveles en cuanto a recursos humanos dedicados a I+D. No se puede decir lo mismo del gasto, que desde 2013 se encuentra por debajo de la media europea y muy alejado de los niveles de Alemania.

Tabla 25. Situación de la CAPV con respecto a los indicadores de inputs de innovación pública
Tabla 25. Situación de la CAPV con respecto a los indicadores de inputs de innovación pública. Personal I+D en organizaciones públicas
Tabla 25. Situación de la CAPV con respecto a los indicadores de inputs de innovación pública. Gastos en I+D público
Tabla 25. Situación de la CAPV con respecto a los indicadores de inputs de innovación pública. Personal EDP de I+D total
Tabla 25. Situación de la CAPV con respecto a los indicadores de inputs de innovación pública. Gastos en I+D total
Tabla 25. Situación de la CAPV con respecto a los indicadores de inputs de innovación pública. Publicaciones con cooperación internacional
Tabla 25. Situación de la CAPV con respecto a los indicadores de inputs de innovación pública. Publicaciones en colaboración con la industrial
Fuente: Eustat, Eurostat e Incites. Elaboración propia.
Nota:  Salvo excepción de disponibilidad de datos, para la elaboración de los rankings se han considerado 218 regiones europeas (en azul), la CAPV y el grupo de 30 regiones comparables (en verde) y las 19 Comunidades y Ciudades Autónomas (en rojo).
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública. Personal EDP dedicado a I+D, público
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública. Gasto interno en I+D, público
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública. Personal EDP dedicado a I+D, total
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública.  Gasto interno en I+D total
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública. Publicaciones con cooperación internacional
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública. Publicaciones con cooperación con la industria
Gráfico 20. Evolución de los indicadores de inputs de innovación pública. Leyenda
Fuente: Eustat, Eurostat e Incites. Elaboración propia.

La buena posición respecto a las regiones comparables y la positiva evolución en las publicaciones científicas en colaboración con centros extranjeros contrasta con la colaboración con la industria, donde hay amplio margen de mejora

Sea como sea, el aumento observado en el año 2017 en el gasto de I+D de la CAPV acorta la distancia con la media europea, pero no así con Alemania, que incrementó el gasto en I+D aún en mayor medida. Se hace por tanto necesario consolidar el cambio de tendencia en cuanto a gasto para crear las condiciones que expliquen un mayor desempeño en innovaciones que, por la mayor complejidad de su base de conocimiento, son más difíciles de replicar por los competidores.

En línea con los indicadores sobre publicaciones científicas presentados anteriormente, en este informe se han introducido algunos indicadores que buscan medir si las publicaciones científicas se están desarrollando en colaboración con centros de investigación en el extranjero. El indicador calculado en este sentido (porcentaje de publicaciones con coautoría en centros de investigación del extranjero) muestra una evolución positiva, que ha situado a la CAPV en una posición medio-alta en el conjunto de regiones europeas, media en cuanto a las regiones comparables y buena cuando se compara con las CCAA. Sin embargo, la situación no es tan halagüeña cuando se mira el indicador de publicaciones en colaboración con la industria. Este es un indicador con un amplio margen de mejora, que ha caído en los últimos años, y que puede constituir una vía para facilitar el trasvase de conocimiento entre el ámbito académico y el empresarial.